Colombia no es la excepción, y es el lugar donde hay miles de oportunidades que no hemos visto. 

“En nuestro país hay cientos de problemas esperando una mente creativa que esté dispuesta a darle una solución a las comunidades. Un emprendimiento social de este tipo tiene asegurado un nicho para crecer y aprender para mejorar”, según Claudia Aparicio, directora ejecutiva de United Way, Dividendo por Colombia.

Aparicio hace énfasis en que las soluciones deben ser sencillas, pragmáticas y accesibles, especialmente en una sociedad como la colombiana. 

Entre mayor sea la sencillez, mayor beneficio traerá a las comunidades.

La implementación además servirá como un ensayo para potenciar el desarrollo de productos que respondan a problemáticas similares en otros contextos.

Para esta ejecutiva, la creatividad es abundante en Colombia. La pandemia lo demostró.

 “Cuando necesitábamos respiradores, salieron propuestas muy buenas desde las universidades y el sector privado. En casi todas las industrias hay soluciones que ofrecer, se trata de prestar atención y pensar de manera enfocada en qué podemos hacer mejor a nivel local”, señala Aparicio.

 

¿Estoy resolviendo el problema adecuado?

 

Pregunta incorrecta. Lo que hay que hacer es llegar al núcleo del problema para determinar si la solución que se plantea es viable

Para esto, debemos hacer las preguntas adecuadas.

Esta aproximación a la construcción de un negocio no funciona solamente para emprendimientos sociales. 

Según el Harvard Business Review, un producto concebido desde la solución de un problema permite hacer un benchmark temprano del mercado y determinar si hay clientes para este bien o servicio. 

Si encontramos que un problema personal le ocurre a miles de personas tendremos el primer elemento constitutivo de un producto exitoso.

Las oportunidades que surgen de los problemas pueden de esta manera abrir el camino a un producto que tenga éxito.

Por el contrario, las ideas pueden quedarse en el papel o en un prototipo que termina con números rojos o inversiones mal direccionadas que pudieron haber sido destinadas a hacer crecer su negocio.

 

Imagen de: pixabay

Comienza buscando tu dominio aquí